El Covid-19 provocó pérdidas de 665 millones de pesos en venta de libros

Cultura

En los últimos meses del año se soporta una cuarta parte de las ventas anuales en el mercado editorial.

La venta de libros en México registró hasta la primera semana de marzo un aumento de 5.1%, posteriormente el panorama cambió para el mercado editorial a consecuencia de la pandemia por coronavirus.

Las restricciones para la población y los sectores no esenciales para mitigar las contagios por COVID-19, obligó el cierre de librerías. De acuerdo con datos de Nielsen Bookscan, entre el 16 de marzo y 26 de abril (semanas 12 a las 17) se comercializó el 20% de los libros en comparación con el mismo periodo del 2019. Es decir, la caída fue del 80 por ciento.

Posteriormente, se registró cierta recuperación por las ventas en línea. “Todos los libreros, distribuidores y editores se tuvieron que ponerse las pilas muy rápido, para empezar a vender libros en línea, porque era la única opción. El e-book, aunque no tenemos datos, sabemos por los libreros que representa menos del 5% de la facturación en México, el 95% de la facturación es el libro físico”, menciona David Pemán, manager de Nielsen BookScan en América Latina.

Los que ya tenían un sistema más desarrollado de venta en línea pudieron tener un mayor beneficio. Añade: “Eso también ha tocado la crisis de una forma desigual a unos y a otros. Ha hecho que los que estaban más digitalizados aprovecharon la situación mejor, que aquellos que no lo estaban”.

Hasta la primera semana de octubre, de acuerdo con datos de Nielsen Bookscan, se ha registrado una caída de 29% en el número de libros vendidos y un reducción de 27% en facturación de la semana 1 a la 40 del presente año (28 al 4 de octubre),

Explica que lo anterior significa 2.9 millones de libros menos vendidos y 665 millones de pesos, “ese es el agujero que ha deja el COVID-19 en la industria mexicana y con lo que los editores y libreros van a tener que convivir, algunos serán capaces de sobrevivir y otros se han quedado fuera del camino […] el mercado editorial, de un año a otro puede registrar pequeñas subidas o pequeñas caídas, pero nunca de más de un 10 por ciento”.

Nielsen Bookscan monitorea las ventas de libros en otras 14 naciones, entre las que están Reino Unido, Irlanda, Australia, Nueva Zelanda, India, Italia, España, Brasil y Sudáfrica. En México comenzó con la recolección de datos en marzo del 2018 y tiene cobertura de 80% del país.

En países como Italia y España reportaron caídas 22% en la venta de libros, por ejemplo. Puntualizó: “Han caído los mercados menos dependientes de las compras en línea, es decir, los países latinos más acostumbrados como los anglosajones o el norte de Europa donde ya están muy acostumbrados a comprar en línea”, comenta David Pemán.

En julio, con la aperturas de librerías, hubo un reporte en las ventas de libros en México y aunque los números son negativos, lo cierto es que la diferencia con lo registrado el año pasado es un tanto menor en comparación semanas pasadas, en las semana 41, la venta de libros es 10% menor al mismo periodo del 2019.

El líder de Nielsen Bookscan para Latinoamérica puntualiza que México es el país que más caída acumula en relación con las otra 14 naciones en las que monitorea datos de la comercialización de libros, la recuperación en el país al respecto es lenta, tardía, lo cual es una de las principales diferencia con otras naciones, “en donde al mes o dos meses que abrieron la librerías volvieron a los niveles que registraban pre crisis. En cambio, al día de hoy en México las ventas no han regresado al momento antes de la crisis […] Nuestras estimaciones era que en las primeras semanas de octubre se recuperarán los ritmos de consumo normales, pero no está siendo así”.

Para el último trimestre del año se espera exista una recuperación al respecto, ya que la época navideña se representa entre el 23 y 24% de las venta de libros anuales, el desafío está en que los consumidores tienen una capacidad de compra reducida ante la crisis ocasionada por la emergencia sanitaria.

Esperamos que la campaña de navidad se haga ese punto de inflexión y volver a retomar las venta pre covid […] el objetivo es volver a niveles de consumo previos a las crisis, pero el nivel de consumo y el gasto del consumidor es crítica y al día de hoy el problemas sigue ahí, no ha desaparecido. Ese agujero que ha quedado de marzo hasta octubre todo eso no se va a recuperar”, precisa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *